Natto

natto alimento probiotico

Alimento Probiótico

La comida oriental siempre ha sido destacada por su valor nutricional y beneficios a la salud, comenzando por la soja y especialmente el natto. Este es un desayuno tradicional en Japón, un producto que se consume con arroz, kimchi y salsas y durante los últimos años comienza a ser conocido en el mundo occidental, así que resulta necesario saber a qué se debe, conociendo cada una de sus característica, cómo actúa a favor de la salud e incluso como se puede preparar.

¿Qué es el natto?

Alimentos Probióticos

El natto es un alimento derivado de la soja, ya que pasa por un proceso de fermentación, es decir, específicamente son semillas de soja cocidas y fermentadas por la acción de la bacteria Bacillus natto y esta presencia de microorganismos vivos hacen del natto un alimento probiótico.

Asimismo, el nato es originario de Japón en donde forma parte de sus desayunos más tradicionales. Resalta por ser de color grisáceo o tostado, también por tener un olor realmente fuerte similar al amoniaco, incluso muchos consideran que apesta, mientras que su sabor es potente y su textura bastante gelatinosa o pegajosa, así que estos son rasgos que hacen dudar a muchos si probarlo o no.

Alimentos Probióticos - Natto

Incluso, muchos expertos del mundo culinario afirman, a pesar de que el natto tiene este tipo de características tan particulares, luego de varias degustaciones el paladar se ajusta a su sabor, de hecho afirman solo genera dos reacciones muy específicas, rechazo o aceptación inmediatas pero nunca hay puntos intermedios al respecto.

Por otra parte, es posible encontrar variedades del natto, estos distintos tipos dependen de su proceso de producción, por ejemplo el Itohiki Natto o natto pegajoso es el básico o tradicional, mientras que el Hikiwari Natto se prepara a partir de granos de soja rotos. El Goto Natto, Koji y sal a la preparación y el Tera Natto también cuenta con Koji y sal y pero cuando se forma el natto se deja secar.

Historia del natto

Alimento Probiótico

El origen del natto es bastante antiguo y existen varias historias al respecto, pero todas relatan el proceso de envolver los granos de soja cocidos en paja de arroz, es de esta manera como se produjo el proceso de fermentación, ya que estos tienen una importante cantidad de bacterias del género Bacillus. 

Cabe destacar, el natto era sumamente consumido en Japón en el pasado, especialmente en la región de Kanto, el clima contribuía al proceso de fermentación en la paja de arroz y así el natto reemplazaba el pescado y las verduras cubriendo los requerimientos proteicos, mientras que el clima de la zona occidental del país no contribuía a la fermentación, así que este alimento no era muy popular allí, incluso sus habitantes lo rechazaban por su típico y fuerte olor.

Con respecto a una de las más interesantes historias sobre el natto, destaca la leyenda de un príncipe japonés del siglo VII, quien puso un puñado de soja cocida en un cesto de paja de arroz y lo olvidó, cuando regresó por él ya se había fermentado y le gustó tanto al probar que a partir de allí todo el pueblo comenzó su producción. 

Alimentos Probióticos

De hecho, este método de producción del natto continuó hasta alrededor del año 1911, posteriormente con los estudios de microbiología que llegaron a Japón desde Europa, se pudo conocer que el proceso de transformación de la soja en nato dentro de la paja de arroz era producto de la acción de las bacterias. 

En la actualidad el natto continúa siendo un alimento dentro de la dieta de los japoneses, hasta forma parte de sus menús escolares y aunque es posible encontrarlo en los supermercados, en algunas zonas del país continúan con su producción artesanal.

¿Cuáles son los beneficios del natto?

Resulta fácil comprender por qué el nato se está convirtiendo en un alimento cada vez más popular cuando se conoce el conjunto de beneficios y propiedades que aporta al organismo, entre sus cualidades o favores a la salud se encuentran:

  • Fácil digestión: el natto es realmente fácil de digerir, esto se debe a que la soja está fermentada y tiene una mayor biodisponibilidad de las proteínas, este alimento japonés incluso eleva la capacidad del organismo para la absorción de nutrientes.
  • Beneficia la piel: el natto contiene una vitamina estupenda la cual mantiene la piel en perfecto estado, saludable y por lo tanto hermosa.
  • Actúa como antioxidante: ya que tiene una gran cantidad de isoflavonas, las cuales incrementan debido al proceso de fermentación, así que funciona como antioxidante protegiendo el organismo de los radicales libres. 
  • Fuente de proteína: las proteínas presentes en el natto, lo hacen un excelente alimento para dietas vegetarianas. 
  • Aporta vitamina K: el natto es el alimento que ofrece el más grande contenido de vitamina K, como resultado previene enfermedades de los huesos, esto es gracias a que participa en la síntesis de la proteína no colágena con mayor presencia en los huesos llamada osteocalcina, así que previene fracturas de cadera y optimiza la densidad mineral en pacientes que sufren de osteoporosis.
  • Ofrece ácidos grasos CLA: el natto es rico en ácidos grasos CLA, es decir, en ácido linoleico conjugado, incluso en niveles muy parecidos a los de la leche entera. Ahora bien, estos ácidos grasos son componentes del intestino y contribuyen a prevenir su inflamación, también tienen cierta capacidad antitumoral y se dice protegen en cuanto a la resistencia a la insulina y la obesidad. 
  • Previene enfermedades cardiovasculares: esto a través del natookinasa que contiene, el cual funciona como un poderoso anticoagulante, así que disuelve los coágulos en la sangre evitando trombosis y enfermedades relacionadas, así que reduce el riesgo de mortalidad por este tipo de patologías.
Probióticos - Cardio

Ahora bien, uno de los beneficios más destacados del natto es su poder probiótico, es decir, cuenta con un gran conjunto de bacterias Bacillus, las cuales son las que dan origen al proceso de fermentación y generan sus beneficios. Todo gracias a que estas bacterias o microorganismos se suman a la flora intestinal, es decir, las bacterias presentes en el intestino las cuales protegen el organismo combatiendo las bacterias que si resultan nocivas.

En suma, favorecen el tránsito intestinal y evitan enfermedades asociadas, también fortalecen el sistema inmunológico previniendo infecciones, colaboran con la producción de sustancias claves, protegen la salud bucal y hasta influyen en la salud cerebral, pues garantizan la correcta producción de neurotransmisores en el sistema digestivo.

Composición del natto

El natto es un alimento sumamente nutritivo, partiendo de las bacterias Bacillus que conducen a la fermentación de la soja, se convierte en fuente de salud, por ejemplo contiene vitamina K, específicamente vitamina K2 o menaquinona, también incluye vitamina C, vitamina B, enzimas, aminoácidos esenciales y minerales como el calcio, hierro, potasio, zinc, fósforo y magnesio. 

¿Cómo hacer natto?

Para preparar este alimento japonés en casa, se necesitan 500 gramos de habas de soja, así como 50 gramos de natto o 0,1 gramos de esporas de Bacillus subtilis natto y agua. Para iniciar con la preparación, antes es primordial esterilizar todos los instrumentos y recipientes para garantizar la eliminación de cualquier bacteria o microorganismo que pueda afectar el proceso de fermentación. 

Seguidamente, remojar las habas de soja durante un lapso de entre 12 y 20 horas y después cocerla durante 6 horas o en su defecto durante 15 minutos utilizando una olla express. Una vez cocida la soja es necesario esperar que su temperatura descienda hasta los 52° C para poder mezclarla con el nato preparado o las esporas de las bacterias Bacillus. 

Después de mezclarlos, esperar que fermente durante 24 horas dentro del horno o deshidratador, cuidando que la temperatura sea de 40°C, luego macerar dentro de la nevera durante 1 o 3 días, de esta manera, se podrá obtener el típico natto, con un sabor fuerte e intenso y un aroma particular. 

Otros Alimentos Probióticos

Ir arriba